Lunes 22 de diciembre de 2014
 
 
Mensajes  |  Conocenos  |  Publicidad  |  
Todo lo que necesitás saber al instante
Generador o pantalla solar: qué necesitás para no sufrir los cortes de luz
19.12.2013 | 17:00

El verano amenaza otra vez con convertirse en un dolor de cabeza para los bahienses. Desde que el calor comenzó a apretar, los cortes de luz por el aumento en el consumo de artefactos eléctricos, particularmente de aires acondicionados, se repiten cada vez con mayor frecuencia.

Los reclamos de la gente se multiplican y desbordan la capacidad de atención y de respuesta de EDES y, ante la falta de una salida a la crisis, la empresa prestataria anunció que hará cortes rotativos en el suministro cada vez que la temperatura supere los 35°.

Con este panorama, nunca mejor dicho “oscuro”, miles de vecinos ya sacan cuentas y buscan la fuente de energía alternativa más apropiada para instalar en su hogar.

Lo más común y requerido por estas horas son los generadores a combustible. Hay de distintos tipos, con distinta capacidad y, por supuesto, distinto precio. Todo según la necesidad y el bolsillo del cliente.

Los más pequeños tienen 0.5 KVA de potencia, cuestan aproximadamente 1.500 pesos y alcanzan para abastecer un televisor, tres lámparas y alguna herramienta eléctrica. Funcionan con un motor de dos tiempos con combustible mezcla de nafta y aceite y gastan poco más de medio litro por hora.

Los de 2.5 KVA de potencia soportan el consumo de una heladera, seis lámparas, un televisor y hasta una bomba de agua, en caso de que ese servicio también dependa de la electricidad. Funcionan a nafta y cuestan unos 4.000 pesos, aunque en estos momentos no se consiguen en Bahía.

Por último están los generadores más potentes de 10 KVA que salen 8.000 pesos y pueden mantener funcionando al mismo tiempo un aire acondicionado, un microondas, una heladera, un televisor, una decena de lámparas, una bomba de agua y hasta un PC. También funcionan a nafta y llegan a consumir un litro de combustible por hora.

LAS PANTALLAS SOLARES, UNA ALTERNATIVA ECOLÓGICA

Otra fuente alternativa de energía muy utilizada en el primer mundo y que comienza a implementarse en nuestra zona son las pantallas solares. De hecho, en Caronti 39 está en plena etapa de construcción el primer edificio de la ciudad que alimentará mediante este sistema de pantallas la luz de los pasillos, el palier y las escaleras, reduciendo así los gastos comunes en las expensas.

La idea de darle ese perfil ecológico al proyecto, no sólo tiene como objetivo el ahorro de electricidad para los propietarios y mantenerse a salvo de los cortes prolongados de luz, sino también evitar complicaciones aún mayores: el año próximo EDES comenzaría a inspeccionar las instalaciones eléctricas en las viviendas multifamiliares y en caso de detectarse falencias procederá, al igual que Camuzzi con el gas, a retirar los medidores.

Desde lo conceptual, las pantallas solares aparecen como la gran solución ante la falta de energía, ya que además de resultar amigables para el medio ambiente no requieren mantenimiento alguno y tienen una vida útil de hasta 30 años. Pero claro, el problema es que, aunque parezca obvio, generan energía únicamente cuando hay sol.

Para que abastezcan una casa durante la noche o en días nublados, hace falta un kit con dos baterías que almacenen la energía que se produce y un conversor de 12 voltios a 220. Ese complemento tiene un valor de mercado de 4.800 pesos.

Con dos baterías alcanza para mantener encendida la heladera y hasta cinco lámparas. El sistema es adaptable, por lo que a mayor consumo se pueden incorporar más baterías para aumentar así la capacidad de almacenamiento.

HELADERAS A BATERÍAS, UNA OPCIÓN PARA NO PERDER LOS ALIMENTOS 

Si la única preocupación pasa por el estado de los alimentos, ya existen las heladeras con freezer que funcionan a 12 voltios, abastecidas de baterías. Tienen una capacidad de 290 litros, se pueden comprar por internet y cuestan unos $ 6300.

Las opciones son muchas y están al alcance de la mayoría. Y sacrificar parte de las vacaciones para invertir en electricidad propia ya no resulta impensado para nadie. Todo sea por no depender de la bendita EDES.


TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR